LA HISTORIA POCO CONOCIDA DEL ATOLE


A pesar de ser documentado por primera vez por españoles conquistadores, la historia del atole data desde hace 10 mil años con la domesticación del maíz.

Según se sabe, el atole fue descrito por primera vez por Hernán Cortés en sus Cartas de Relación, en las cuales expuso que los nativos tomaban una bebida espesa preparada con maíz, agua, miel y chiles, la cual era altamente energética. Su preparación comenzaba hirviendo masa de maíz hasta que espesara.

En aquel tiempo el pueblo prehispánico llamó a esta bebida "atolli" (que quiere decir "aguado") aunque también se le llamaba solo "tol". Fray Bernardino de Sahagún explicó en sus narraciones que "atolli" tiene dos raíces: "atl" que significa agua y "toloa" que quiere decir comer o tragar.

Pero para que el atole apareciera se necesitaron de 10 mil años de domesticación del maíz y posteriormente el perfeccionamiento de la técnica de nixtamalización, la cual permite que el grano se convierta en masa para así empezar a generar atoles.

Se cuenta que a los españoles no les agradaba mucho el "tol" de los aztecas, así que comenzaron a mezclarlo con leche, la forma en la que lo conocemos actualmente.

A pesar de su delicioso sabor, siempre se ha considerado al atole como una bebida para clases bajas, por el contrario del chocolate que se relaciona con las clases altas, de ahí se deriva el antiguo refrán "más vale atole con risas que chocolate con lágrimas".

Hoy en día el delicioso atole se consume en todos los rincones del país y se puede mezclar con diferentes ingredientes como almendras, guayaba, nuez, pinole, piña o galleta para obtener diferentes sabores, y se acompaña tradicionalmente de tamales, sobre todo en época de invierno.

#Atole #Historia #Leche

97 vistas

Los Canastos. C. San Salvador 107 Fracc. Guadalupe. Durango, Dgo. México.

Contacto: marketing@loscanastos.mx

  • Facebook Social Icon
  • Twitter App Icon
  • Instagram Social Icon
  • YouTube Social  Icon